¿Sientes que todo está en tu contra?, ¿Te sorprendes diciéndote cosas como “Nada me sale bien”, “No tengo suerte”, “Lo que me faltaba”, etc.? Si este tipo de expresiones se repiten con frecuencia para y después cambia de enfoque.

Cada persona interpretamos nuestra realidad según nuestro estado de ánimo, de echo diferentes personas ante la misma situación pueden tener percepciones muy distintas, sin embargo, también es posible que la interpretación cambie si miramos la situación desde el “otro lado del muro”.

Quienes navegan saben que el viento en contra es un impedimento sin embargo cogen el timón con más fuerza, buscar otro ángulo, corrigen el rumbo y navegan en zig zag para mantener el destino o modificarlo si es preciso.

¿Qué crees que sucedería si se dejarán llevar por el miedo y no tomaran el control de la situación? A veces somos nosotros los que nos desmoralizamos diciéndonos cosas como “es que no se si podré”, “no me saldrá bien”, “me dirán que no”, etc. Si no lo intentamos nunca lo lograremos así que ¿qué tal si te concedes la oportunidad de probar? Elimina el no, libérate, busca alternativas, déjate sorprender y verás de lo que eres capaz.

PASA PÁGINA

 

Para avanzar debemos pasar página. Permanecer en un estado de inseguridad y miedos estanca nuestra evolución y la de las personas a las que amamos y educamos. Deja de justificar la apatía, busca como el navegante un nuevo enfoque y verás como detrás de las tinieblas aparece un rayo de luz.

  • ADIÓS AL LAMENTO: Si pasas por una situación difícil está bien que la compartas y pidas apoyo ¡claro que sí! Una vez liberado el dolor empieza a pensar en buscar la solución y diferentes alternativas. Da un paso al frente y evita caer en la negatividad que se expresará a través de dolores físicos.
  • COGE EL TIMÓN: Si piensas que pierdes el control coge el timón, recuerda que casi todo es pasajero y que tú eres quien está al mando. Cree en ti y toma acción ya que sólo lo lograrás haciendo, no suponiendo que no puedes ¿cómo saber si eres capaz, o no, sin ni siquiera intentarlo?
  • VALOR Y PERSISTENCIA: Plantarle cara a los problemas es muy saludable. No hay historias de amor perfectas, ni ilusiones sin contratiempos. La vida está llena de pequeños obstáculos que nos ponen a prueba y que nos hacen crecer como personas así que ármate de valor, se persistente hacia aquello que quieras y di que “no puedes” sólo después de comprobarlo, nunca antes. Podemos tropezar y caer pero ¿te imaginas saliendo a la calle y tirarte voluntariamente al suelo suponiendo que el asfalto está levantado?

Cuando te ocupas en lugar de preocuparte todo cambia. Si algo no va bien y te molesta o incluso duele, expresa tu dolor, déjalo salir y fluir pero no te abraces a él. Permítele que se vaya porque después encontrarás la solución. La vida son etapas, algunas son mejores, otras no tanto, sin embargo, siempre aparecen nuevas oportunidades si estamos dispuestos a recibirlas. Las ganas de que así sea y la actitud con la que nos mostremos al mundo son las que permiten que sucedan.

Haz de cada aprieto una enseñanza y cuando sientas que algo te abruma pregúntate qué le dirías a alguien a quien quieres si estuviera en tu lugar… ¿Le dirías que es mejor mantenerse donde está o la motivarías y animarías a salir de esa situación si le afecta negativamente?

La vida es una suma de aprendizajes ¡vívela com tal: aprende, resuelve y vuelve a sonreír!

 

Cristina Fabré LOGO-Cristina Fabre
www.cristinafabre.com
hola@cristinafabre.com